Balin

Balin, hijo de Fundin, nace en Erebor el año 2763 de la Tercera Edad, proclamándose en 2989 Señor de Moria, cinco años antes de morir. Es uno de los trece Enanos que participa junto a Thorin y Compañía en la expedición de Erebor de 2941. Balin es hermano de Dwalin y primo de Glóin y Óin. Es por tanto pariente de Thorin y descendiente de la Casa de Durin. Balin es un Enano extremadamente valiente, y de buen corazón. El color de Balin es el rojo. En el año 2770, el dragón Smaug ataca y toma Erebor. Pero en esos días aciagos Balin se encuentra fuera de la Montaña, por lo que consigue escapar indemne. En plena niñez, Balin acaba integrado en el grupo de Enanos liderado por Thrain y Thorin, y vivirá en el exilio en Eriador y las Tierras Brunas durante largos años. El padre de Balin, Fundin, muere en 2799 en la gran batalla de Azanulbizar.

A partir de 2802, Balin forma parte de la comunidad de Enanos que viven y trabajan el hierro en las minas de la vertiente sureste de las Ered Luin. En 2941 se une a Thorin y a los otros once Enanos que parten hacia Erebor para tratar de recuperar el antiguo hogar ocupado por el dragón Smaug. Como se narra en ‘El Hobbit’, tras pasar por La Comarca, donde incorporan a Bilbo y a Gandalf a la expedición, Balin viaja por Eriador, Rivendel, las Montañas Nubladas y el Bosque Negro. Durante el viaje, Balin es designado varias veces como vigía del grupo.

Al igual que Dori y Glóin, aprecia cada vez más el valor de Bilbo, hasta trabar una profunda amistad con el hobbit. Ya en Erebor, sobrevive a la Batalla de los Cinco Ejércitos y se hace inmensamente rico tras el reparto del tesoro de Smaug. En 2949, y junto a Gandalf, realiza una visita a Bolsón Cerrado. Pero en 2989, Balin se encuentra a disgusto en Erebor, y sueña con recuperar Khazad-Dûm, el secular hogar de los Enanos. Con la esperanza de encontrar mithril y alguno de los Anillos de los Enanos, junta un nutrido grupo de Enanos, a los que se unen Óin y Ori. Ese mismo año, parte hacia las minas a pesar de la oposición del Rey Daín. Ante la Gran Puerta de Moria, vence a un batallón de Orcos, y entra en los túneles. Establece la sede de su colonia en la Cámara de Mazarbul, y se proclama Señor De Moria.

Tras cinco años de duro trabajo, los Enanos consiguen explorar parte de las minas y encontrar mithril. Pero en noviembre de 2994, Balin sale solo a Nanduhirion, y mientras observa el Lago Espejo, muere atacado por un Orco. Los Enanos entierran a Balin en Mazarbul, en una gran tumba de piedra bajo una losa blanca. En enero de 3019, la Compañía del Anillo llega a la cámara, y puede leer el epitafio, en runas de Daeron y lengua Khuzdul: ‘Balin Hijo de Fundin Señor de Moria’

Categoría
tolkien
1